COMO TRABAJAR EL SUELO PÉLVICO CON UN VIBRADOR

vibrador

COMO TRABAJAR EL SUELO PÉLVICO CON UN VIBRADOR

En el artículo de esta semana os vamos a hablar de como trabajar el suelo pélvico con un vibrador. Pues, además de juguete sexual, los vibradores nos pueden ayudar a complementar el trabajo físico en las sesiones de fisioterapia del suelo pélvico.

En primer lugar recordamos que este articulo es informativo y necesitarías, en primer lugar, una valoración de suelo pélvico por parte de vuestro fisioterapeuta especializado, para ayudarte a mejorar tus síntomas.

Trabajamos con distintos tipos de vibración en función del objetivo que queremos conseguir:

– Para un suelo pélvico débil: Vibración pulsátil para activar la contracción de los músculos del suelo pélvico.

– Para un suelo pélvico con exceso de tono: Vibraciones continuas para la relajación del suelo pélvico.

Ahora vamos a desgranar cada tipo para que lo veáis mas claro con sus signos y síntomas:

VIBRACIÓN PARA SUELO PELVICO DEBIL

En los casos de debilidad del suelo pélvico, buscamos despertar a la musculatura “dormida” y debemos aumentar su riego sanguíneo, estimulando el sistema nervioso. Para ello necesitamos trabajar con vibración pulsátil o discontinua.

Síntomas que podemos observar cuando tenemos una hipotonía o debilidad muscular:

 Sensación vagina abierta
 Perdidas de orina lo de haces
 Dificultades para alcanzar orgasmos
 Sensación suelo pélvico flojo

Si nuestro vibrador tiene más de un modo discontinuo empezamos por el más sencillo. Nosotras trabajamos con el BGEE que tiene 5 modos de vibración y es el que solemos recomendar en sesión, en este caso seria el 4º.

Empezamos a masajear la zona externa, podemos ayudarnos con un lubricante de base acuosa o aceite especial para uso genital. El movimiento ha de ser armónico y suave, pasando por todas las zonas desde los labios externos e internos, cavidad vaginal, clítoris o zona externa del ano. Si hay una zona especialmente débil podemos insistir dejando quieto el vibrador en esa zona en concreto.

Una vez finalizada la zona externa y te sientes preparada, puedes introducir el vibrador en la zona interna de la vagina. Al principio el vibrador ha de dejarse quieto y sentir las ondas vibratorias a través de las paredes vaginales, podemos incluso acompañar con una contracción
de suelo pélvico a cada vibración, y soltando el aire (siempre contraemos cuando exhalamos el aire)

Con la practica podemos subir a una vibración más fuerte y contraer más fuerte también, pero inicialmente no trabajes con el vibrador mas de 7/10 min ya que la musculatura puede agotarse más fácil si no está acostumbrada. Eso si, todos los días siendo muy constantes.

VIBRACIÓN PARA SUELO PÉLVICO CON EXCESO DE TONO

Por el contrario, en los casos de exceso de tono en el suelo pélvico, se recomienda su uso en bajas frecuencias con una vibración continua para relajar la zona.

Signos de hipertonía o contractura perineal:

 Perdidas de orina o heces
 Aumento de la frecuencia miccional
 Dolor durante las relaciones sexuales
 Dolor durante la defecación
 Imposibilidad de la penetración

Empezaremos trabajando con una vibración continua agradable, en nuestro vibrador es el 1º modo.

Iniciaremos el masaje por la zona externa como hemos explicado antes, rodeando los labios externos e internos, núcleo fibroso central, clítoris…y una vez finalizada pasamos hacia la parte interna. Primero realizamos trabajo de observación prestando atención en el impacto de las ondas de nuestra vagina.

Al terminar el ejercicio es importante retirar el vibrador apagado, muy despacio y con sumo cuidado para no “asustar” a la musculatura vaginal y que vuelva a tensionarse.

Los vibradores además de ser un gran aliado en la terapia del suelo pélvico, conocemos que son juguetes sexuales, por lo que si al acabar nuestro trabajo en ambos casos, ya sea para trabajar una debilidad como una hipertonía, se logra el orgasmo, aumentamos la irrigación
sanguínea y el tono de los músculos del suelo pélvico con todos los beneficios que ello aporta. La liberación de endorfinas y oxitocina que conseguimos con nuestro placer, va a ser beneficioso tanto para desestresar nuestras fibras musculares como para despertar a las mismas.

Por lo general, cuando se aplica el vibrador para uso terapéutico, se recomienda su aplicación tres o cuatro veces por semana entre 5 y 10 minutos para observar mejorías en menos de un mes. Para otros fines sexuales….lo que vosotr@s consideréis!!

Aun así, si queréis trabajar el suelo pélvico con un vibrador, lo ideal es realizar una valoración de suelo pélvico previa y seguir recomendaciones de vuestro fisioterapeuta.

Con cualquier duda o cualquier consejo que necesitéis… si os viene mejor un tipo de vibración u otra ¡venid a visitarnos! Podemos ayudarte.

Koena Salud

Bilbao

2 Comentarios
  • Mercedes Sanz Escudero
    Publicado a las 11:00h, 11 Agosto Responder

    Hola, tengo prolapso de útero en grado 1, con buen tono muscular y fuerza. No pérdidas de orina ni de caca, sequedad vaginal y poca sensibilidad
    Que pauta es recomendable con el vibrador? Intensidad, frecuencia…..
    También que lubricante que no tenga disruptores endocrinos me podéis recomendar
    Gracias

  • KOENA SALUD
    Publicado a las 09:14h, 28 Octubre Responder

    Buenos días! Lo primero de todo estaría genial hacer una valoración de suelo pélvico para poder recomendar mejor, pero si tienes buen tono estaría bien trabajar con un vibrador ( nosotras recomendamos el BGee) con vibración pulsátil y no mas de 7 minutos al día, ya que la musculatura se puede fatigar.
    Los lubricantes con los que solemos trabajar son de base acuosa, nosotras en la clínico concretamente usamos el sulky. Es importante que sea natural, BIO, es decir, que tenga un certificado que te diga que no contiene parabenos, ni disruptores hormonales, ni derivados del petróleo, ni ingredientes potencialmente cancerígenos de ningún tipo, por ejemplo.
    Muchas gracias por escribirnos y cualquier cosa aquí estamos!

Publicar un comentario