La Incontinencia Urinaria de Esfuerzo es una de las causas más frecuentes de incontinencia que me llegan a la consulta.  Una incontinencia en si misma implica no poder retener la orina cuando uno desea, en el caso de la Incontinencia Urinaria de Esfuerzo la causa es el aumento de presión abdominal  y la debilidad de los músculos que se encargan de sujeción de las estructuras internas de la pelvis, normalmente se nota al toser, al correr o bien al reir.

¿En que consiste la Incontinencia Urinaria de Esfuerzo?

La respuesta está clara, una mala gestión de las presiones que se producen a nivel abdominal producen un aumento de la presión sobre el suelo pélvico, esto significa que si nuestro diafragma se encuentra con poco movimiento y no mitiga suficientemente el impacto que puede producir por ejemplo la tos, hace que aumente la presión en el abdomen, si a eso le sumamos debilidad en la pared abdominal y debilidad el suelo pélvico, las posibilidades de sufrir una perdida de orina aumentan.

¿Qué factores pueden producir Incontinencia Urinaria de Esfuerzo?

Hay mujeres que estan especialmente predispuestas a tener este tipo de incontinencia, como son el caso de mujeres con bronquitis crónica, asma, mujeres que hayan realizado en su vida deportes de impacto como por ejemplo correr. Además del embarazo que es siempre algo traumático para nuestro suelo pélvico.

¿Se puede tratar la Incontinencia Urinaria de Esfuerzo?

Lo primero que debemos realizar es una correcta valoración de fisioterapia a nivel global. Hay que valorar la postura, el diafragma, la pelvis, el abdomen y por supuesto el suelo pélvico. Una vez sabemos bien que es lo que sucede, debemos de realizar el tratamiento más adecuado para nuestra paciente. Para ello contamos con muchas técnicas como son la osteopatia, para normalizar la pelvis, fisioterapia para relajar el diafragma, abdominales hipopresivos para fortalecer la faja abdominal. Por último también contamos con el phenix una de las herramientas más potentes con las que contamos para fortalecer y tonificar el suelo pélvico, bien con electroterapia o con biofeedback ( una forma visual de ver nuestro movimiento del suelo pélvico.

Tenéis que saber que como todos los tratamientos de fisioterapia requiere constancia y esfuerzo por parte del paciente, pero si se sigue las directrices indicadas, los resultados son espectaculares. Para cualquier duda podéis poneros en contacto con nostras, estaremos encantadas de atenderos.

Koena Salud, Fisioterapia y Podología.

Bilbao

Comparte..

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, así mismo acepta que ha leído nuestro Aviso Legal, pinche los enlaces para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies