¿Se puede hacer abdominales durante el embarazo? La respuesta es sí pero con matices.

La realización de este tipo de ejercicios son recomendables ya que aportan estabilidad a la musculatura del abdomen que es tan importante durante estos meses. Además su función es muy importante durante el parto ya que participa en los pujos. Por último, previenen los dolores de espalda al mejorar la alineación postural y evitar cargas posteriores.

Tener los músculos abdominales tonificados y al mismo tiempo elásticos es la clave para prevenir disfunciones en el postparto.

Para entender el tipo de ejercicio abdominal que podemos realizar es necesario entender la anatomía:

  • La musculatura abdominal superficial, es decir, los rectos y los oblícuos externos se van a estirar durante el embarazo provocando una separación entre los rectos y dejando espacio para el crecimiento del bebé. La diástasis no es considerada un problema siempre que no supere los 3 cm de ancho, ya que se trata de un proceso natural.
  • Por otro lado contamos con el oblícuo interno y el transverso abdominal que son la musculatura profunda. Ambos forman la faja abdominal.

El transverso abdominal contribuye a la micción, defecación, tos, parto, espiración forzada y como estabilizador de la columna lumbar. Durante el embarazo sus funciones son:

  • Actúa de faja para el vientre de la madre.
  • Favorece la correcta colocación del bebé.
  • Previene problemas lumbares.
  • Minimiza las secuelas postparto como la diastasis.
  • Favorece la recuperación postparto porque tendríamos más activación de la musculatura.

Por todo esto, los ejercicios abdominales durante el embarazo tienen que ir enfocados a reforzar la musculatura profunda. La dificultad para trabajar esta musculatura se basa en:

  • Requieren una activación específica y voluntaria.
  • Dificultad para su localización.
  • Necesidad de consciencia corporal.
  • No se trata de un músculo dinámico.

Por tanto, a la pregunta de si podemos realizar abdominales durante el embarazo, es SÍ. Pero, ¿cuales? Podemos realizar ejercicios que tonifiquen la musculatura abdominal profunda. Sin embargo, no es recomendable realizar ejercicios que tonifiquen la musculatura superficial, tipo crunch, planchas frontales, mantener una posición de »v», Roll up u oblícuos. Todos estos ejemplos activan principalmente los rectos y aumentan la presión intraabdominal por lo que están contraindicados.

Si estás embarazada y quieres tonificar tu abdomen de forma segura no dudes en ponerte en contacto con nosotras.

Fisioterapia, Podología y Nutrición.

Koena Salud

Bilbao

Comparte..

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, así mismo acepta que ha leído nuestro Aviso Legal, pinche los enlaces para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies